Arte alimento

Ñam ñam… (Bodegón de Sánchez Cotán prestado de http://entrelibrosypucheros.blogspot.com/)

Que el arte es alimento del alma es una imagen que tal vez no maneje todo el mundo, pero con la que seguro que pocos dejarán de estar de acuerdo. No es que suene a gran novedad siquiera, pero como no todos, aun sabiéndola, sabrían explicarla (tanto cuesta verbalizar lo evidente: La estrella es tan clara que / no todo el mundo la ve, como navideñamente escribiera Luis Rosales), lo apunto aquí con las palabras de Susan Sontag:

Varias veces he aplicado ya a la obra de arte la metáfora de un «modo de nutrición». El llegar a impli­carse en la obra de arte comporta, a no dudar, la expe­riencia de desprenderse del mundo. Pero la obra de arte por sí misma resulta también un objeto vibrante, mágico y ejemplar, que nos devuelve al mundo de alguna mane­ra más receptivos y enriquecidos (en “Sobre el estilo” II; traducción de Horacio Vázquez-Rial).

Ceci n’est pas un affiche publicitaire

Ceci n’est pas un affiche publicitaire

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s